Lo aseguró Emanuel Rodríguez, más conocido por Emanuel Peroncho quien dialogó con el programa Muchas Gracias y reflexionó sobre el humor vinculado con el peronismo.

“Hay humoristas que su punto de partida es el odio, mientras que el punto de partida de cualquier peronista es la alegría y la inclusión”, sostuvo Emanuel, quien ejemplificó con el humor que se puede ver en el programa de Lanata.

El humor que tengo como referencia a varios comediantes políticos de la tradición norteamericana, pero mi trabajo se va moldeando de acuerdo al trabajo de mis compañeros contemporáneos, dijo Emanuel.

Por otro lado, el humorista sostuvo que lo que hace lo hace por el bien colectivo, “no siento que pierdo público, sino que gano luchando por un país donde podamos ir al teatro”, y agregó que la cultura es un derecho vital, a pesar de que la derech la puso en un lugar de privilegio.

“Si un peronista nunca se ha sentido agredido por la derecha, no es peronista”, sostuvo Emanuel, al tiempo que dijo que cada una de esas agresiones son como medallitas. Sobre sus límites en el humor, Emanuel Peroncho sostuvo que “ nos podemos reir de los integrantes de la oposición, cuando se han encargado de saquear” y añadió que su límite ético es hasta quien no se pueda defender del chiste, “si se pasa, es un acto violento”, expresó.

Un punto clave del antiperonismo, ha sido colaborar con la masificación de los héroes. Mostrarla como una mujer del pueblo -a Eva- es decir que podemos cada uno llegar a ser dijo el humorista, quien se refirió a dibujos de REP sobre Eva Duarte, concluyó.