Beatriz Barbera, presidenta de la Asociación de Hoteleros y Gastronómicos de la provincia, se refirió a la situación actual del sector y expresó que, “Consideramos que cuando el año pasado estuvo todo más abierto que en otros lugares no hubo más contagios. Aceptamos y acordamos las restricciones cuando la salud está en riesgo como ahora. Pero reclamamos para que cuando se pueda salir de esto se esté en condiciones de trabajar… Nosotros asumimos deudas de un montón de cosas”.

Respecto de las ayudas que el gobierno nacional está implementando Barbera afirmó que “primero que nada queremos agradecer al gobierno nacional lo ATP del año pasado, pero esto se ha hecho mucho más largo de lo que pensamos pero hay una ley de sostenimiento que no ha sido reglamentada y se podría dar más apoyo en estos meses”, afirmó. El Repro 2 “le está rebotando a la hotelería y la gastronomía y no sabemos por qué”.

No estamos enojados, estamos preocupados. Creemos que seguimos asumiendo deudas que luego vamos a pagar, pero hay que trabajar en forma conjunta. Los Repro se necesitan, pero no alcanzan, entonces estamos pidiendo al gobierno provincial una especie de Repro provincial para acompañar a quienes no han podido acceder a los planes nacionales. Por otra parte, reclamó que “los planes de pago municipales y provinciales tengan tanto interés”.

En cuanto a la respuesta del gobierno provincial aseguró que “nos ha ayudado con la energía eléctrica, con la suspensión de los pagos en las cuotas de los préstamos que nos otorgaron el año pasado. Al gobierno nacional también estamos pidiendo la restitución de los ATP que había el año pasado y una disminución en el IVA. Tiene que haber un salvataje porque la hotelería está a dos metros bajo el agua y la gastronomía a 20 centímetros. Nos estamos ahogando”, afirmó Barbera.

Finalmente, la presidenta de AEHGA explicó la diferencia de situación que se da entre las empresas que tienen empleados no registrados y las que sí lo han declarado, frente a la AFIP.