La economía política es una especie de ciencia considerada ciencia social, analizando la economía con un enfoque interdisciplinario en la toma de decisiones de los gobiernos y los sectores opositores en materia económica.

En la habitual columna semanal en Muchas Gracias el licenciado Juan Manuel Gispert, especialista en economía política sostuvo que “hoy lo que inunda las portadas de los diarios fue la desafortunada cena del presidente y no otros temas, y eso es parte de lo que hablamos. En la mayoría de los casos, las campañas están apuntadas a efectos emocionales, pero con pocas propuestas y proyectos dijo Juan Manuel, pero no más de eso.

Más allá de esta realidad, cabe destacar, un día que toma más relevancia que es el día del empresariado argentino. El 16 de agosto de 1953, José Ber Gelbard fundó la Confederación General Económica (CGE). Aquella fecha inspiró que en 2015 se instaurara el Día del Empresario Nacional. Sobre esta base, Gispert recorrió la historia en el marco de la economía política.

Para entender la economía hay que tener presente la disputa entre los distintos sectores del capital. Se da entre la oligarquía diversificada o terrateniente, la burguesía nacional y el capital extranjero, y explica el contexto de cada una.

La Corporación para el desarrollo pyme se crea en la década del 70 con el fin de potenciar la exportación de estas empresas, se aplicaron beneficios muy interesantes con el fin de potenciar el movimiento comercial. Este aspecto es un paso para desentrañar una posible solución para la realidad actual en materia económica sostuvo Gispert. Este modelo quedó abortado por el fallecimiento de Perón.

Para concluir, Gispert comentó una experiencia con turistas argentinos con termos y mate “Stanley” lo cual deja evidenciado el fracaso de la burguesía nacional que hacíamos referencia.