El Bachillerato Violeta Parra del B°LA Favorita corre riesgos de cierre.

Rocío Vergara, integrante de la Organización Civil ‘El Mundo Desde Abajito’ contó en Muchas Gracias la función social del espacio que brinda educación a jóvenes y adultos. Rocío sostuvo que el Bachillerato funciona en edificio propio, y contiene a jóvenes que tienen hijes ya que cuentan con guardería para que puedan estudiar. El centro educativo lleva funcionando más de 10 años en esa barriada, que cuenta con pocos espacios para estudiar, dijo Rocío Vergara.

La amenaza de cierre ha llegado -con un plazo de 90 días que se extiende hasta diciembre- con el argumento de problema administrativo, explicó, al tiempo que agregó que “la ayuda que han recibido han sido de buenas intenciones y algunos supervisores”, dijo.

El Bachillerato trabaja con parejas pedagógicas, quienes egresan de ese centro educativo, pero eso no está cubierto por la DGE, explicó Rocío, quien dijo que “hay docentes que ponen el sueldo a disposición porque creen en el proyecto, como un bien para la comunidad”.

Este año, no nos aprobaron el cambio de la nueva directora, por una situación de resoluciones, explicó Rocío, quien agregó que nos están queriendo reglamentar como un ceos (espacios de primeras infancias o jardines maternales).

“Si nos dan de baja el convenio, no nos permitirían terminar con esta cohorte”, dijo la referente.

“Nunca nos recibieron, y las respuestas a nuestras notas fueron pedidos de papeles”, dijo Rocío, quien agregó que parecía que tenían un odio hacia el ‘Bachi’.

Ese espacio ha sido y es sede para prácticas sociales de diferentes carreras terciarias y universitarias, como también ha participado de encuentros internacionales por el rol social que cumple. Rocío agregó -para concluir- que el miércoles tendrán una audiencia con nuevas autoridades en la DGE para exponer la función social del Bachillerato.