“Se generó un problema donde no había problema porque desde junio se acordaron los aumentos por paritaria”, explicó José Sanchez Rivas, presidente de la Asociación de Clínicas y Sanatorios durante el programa Muchas Gracias.

En su explicación, Sánchez Rivas brindó detalles sobre la forma en que se dieron los acuerdos con las prepagas y las instituciones prestadoras. “Las prepagas trasladaron solo tres de los cuatros aumentos que recibieron a las clínicas y sanatorios, aduciendo la situación de crisis. Pero existe en todos los estamentos, porque lo que se gasta en salud, los costos están por encima del índice de precios al consumidor. No sólo en Argentina, sino en el mundo”.

Ante esta situación, Sánchez Rivas explicó que tuvieron que dirigirse a la superintendencia de servicios de salud y al ministerio. “Por eso planteamos que si no pone el 9% la prepaga, pensamos en que los pacientes debían asumirlo. Pero desde el gobierno se expresó que esto no puede ser así. Ayer dialogamos con la superintendencia de salud y funcionarios de salud y se acordó que el aumento se va a cobrar pero a la prepaga”.

“Nosotros, lo que menos queríamos era cobrar un copago”, afirmó Sánchez Rivas, pero “sirvió para que este problema se ponga de manifiesto y se busque una solución. No podemos financiar ese déficit porque ya somos financiadores del sistema, prestando los servicios y cobrando a 60 días”.

“Como mensaje yo quisiera que quede claro que las y los afiliados no deben pagar ese copago”, afirmó Sánchez Rivas.

Finalmente, el doctor Sánchez Rivas afirmó que durante la pandemia, todas las clínicas privadas tuvieron que sumar entre un 20 a 30% de personal para crear los servicios de Covid. Y también comentó cómo se realizan las negociaciones paritarias, a nivel nacional, así como la posibilidad de ir a un sistema de salud integrado.