PORTADA entrevistó a quienes han asumido la difícil responsabilidad de atender a personas con Discapacidad, afiliados de la obra social de los empleados públicos de Mendoza, OSEP. Ariel Robert conversó con la Doctora CLAUDIA TAPIA y con la Licenciada VANINA BLANCO.

 

¿Cómo están haciendo con las prestaciones para las personas con discapacidad, con el aislamiento obligatorio?

En primera instancia lo que plantearon fue el uso de los medios tecnológicos para que la gente pudiera acercarse a nosotros para realizar los trámites, las dudas, lo que antes se podía hacer personalmente y hoy no se puede. Para eso habilitamos un correo electrónico, donde la gente nos va mandando la foto de la documentación que requiere para  iniciar los trámites y nosotros vamos iniciando los trámites y contestando los mail.

En el caso de las personas que no están familiarizadas con el correo electrónico nosotros les damos el teléfono para que nos puedan mandar whatsapp.

La dirección de correo para comunicarse es discapacidad_osep@osep.mendoza.gov.ar  en cuanto  a los número de teléfonos los chicos de cómputos están trabajando para dar el número oficial, por ahora estamos trabajando con nuestros número personales para poder ayudar a los afiliados.

¿El uso del correo ha sido fluido?

Sí, hemos tenido una gran aceptación, la gente nos ha manifestado que ha estado cómoda con la modalidad. En los casos que nos han dicho que no saben mandar los correos, nosotros los llamamos por teléfono y le vamos indicando los pasos, marcándole los detalles por ejemplo si tiene un sistema Android el guion bajo suele estar debajo del  5 o del 6.  Vamos ayudando con ese tipo de detalles, de a poco esto nos ha servido bastante.

Desde ANDIS, surgió una circular en donde se obligaba a los prestadores para poner sistemas de esta naturaleza como el que ustedes están implementando. ¿Estaban preparados para ponerlo en funcionamiento con tanta velocidad?

Se complicó un poco, pero de toda formas, el sistema que se está implementando lo más básico era la telefonía, el celular común, con videos, telemedicina, es muy difícil por whatsapp, pero se está implementando y está andando bastante bien.

De todas formas, al principio cuando los pacientes empezaban a hacer cuestionamientos por teléfono, hemos tenido que simplificar un poco el léxico médico, igualmente estamos muy acostumbrados, porque somos los médicos de cabecera durante todo su estadía con discapacidad y esto es para toda la vida o por lo menos durante gran parte de su vida.

Nosotros explicamos por teléfono cuales son las pautas del tratamiento que es lo que puede tranquilizarlos, contenerlos. La verdad que los pacientes están bastantes conformes, sabiendo por supuesto que la premisa en este momento es el aislamiento social.

A nosotros nos pedían el transporte para poderlos llevar a rehabilitación, pero el distanciamiento social es una premisa que no se puede violar.

¿Cómo se está haciendo con esas prestaciones? Me refiero a la parte laboral de esas personas que hacen ese trabajo, se les paga, no se les paga  ¿cuál es la modalidad?

Lo primero que se les comentó a los institutos, que son nuestros prestadores, que trabajan con nosotros hace muchos años, es que todo lo que hicieran desde telecomunicación, videos para que el paciente no se sienta abandonado, la idea es mantener el vínculo.

Los tratamientos son tratamientos de pacientes que hace mucho tienen rehabilitación, son pacientes que están acostumbrados al trato con la kinesiólogo, a las indicaciones, también nuestra idea es que mantengan  parte de la actividad, no solo dependiendo de alguien que este al lado, parte del tratamiento es la educación del paciente, que intente tener la mayor independencia, el fin de la rehabilitación es la autonomía del paciente y que no dependa de alguien que este al lado, la educación nos ha servido y los terapeutas  están trabajando vía telefónica , salvaguardando la salud de los pacientes.

Nosotros, desde el área y entendiendo los lineamientos de la ANDIS y la Superintendencia, hemos hecho una serie de propuestas a los directivos de OSEP a fin de poder contemplar el reconocimiento de las prestaciones, mediante estas prácticas de tecnología asistida.

Claramente, esta situación nos agarró mal parados a todos, nos hizo replantear la forma en que necesitamos trabajar.

En una primera instancia y acorde a lo ordenado por la OMS lo que hoy el área está autorizando, que va a pagar en un cien por cien, de todas formas este tipo de información todavía nosotros no la tenemos certificada, porque es una propuesta que le hemos hecho a los directivos de la Obra Social, lo que sí está claro, es que se va a pagar al cien por cien todas las prestaciones de patologías respiratorias, trastornos respiratorios agudos y ACV agudos.

Este tipo de prestaciones en caso de no efectuarse corre riesgo de vida el paciente, eso sí o sí hay que hacerlo y lo que le hemos pedido a los profesionales, y a las empresas con las que trabajamos que se tomen los recaudos necesarios para que las personas sean asistidas con el protocolo necesario  para cuidarlos.

Bajo los lineamientos del  director de obra social, Osep  entiende y se pone en el lugar de cada uno de nuestro prestadores, nos necesitamos mutuamente para llevar adelante esta tarea y lo que significa el después de la pandemia.

¿Qué cantidad de afiliados con discapacidad tiene OSEP? 

Hoy tenemos 11.560 afiliados empadronados con discapacidad en la provincia, aproximadamente un 2,7 % del padrón total de afiliados

O sea que es más bajo que el índice  general  (según censo 2010 ) que estima en 4%  del total de la población.

Lo que pasa, es que este porcentaje que nosotros tenemos es altamente demandante, lo cual es lógico y la obra social se compromete más allá de algunos cuestionamientos.

Desde la obra social se trabaja en dar lo mejor, los elementos ortopédicos son de muy buena calidad, los convenios con las empresas se basan en que las empresas nos puedan garantizar buenos servicios de atención, en esa misma medida, es que hoy estamos trabajando con ese mismo razonamiento en esta situación de pandemia.

El objetivo nuestro, no es sólo cuidar al afiliado y el servicio que le brindamos, sino también cuidar a nuestro prestador y la situación que ellos están viviendo.

Los escenarios,  que se presentan van a ser lo mismo para todos, porque los recursos son escasos, voy a usar un término un poco feliz, que es que de “esta todos vamos a perder un poco”.

Nosotros, estamos trabajando para que las prestaciones que nos brindan nuestros prestadores sean pasibles de auditorías, para que nosotros podamos pagarle lo efectivamente realizado, de esa manera poder gestionar bien los recursos que van a ser escasos para todos  en esta situación tan complicada que se viven en el planeta.

Entonces esto clausura la aspiración de algunos (o de muchos ) prestadores, de que se alcance el nomenclador nacional en el caso de OSEP…

Al menos en esta situación, en este momento no hay una  decisión clara al respecto, porque realmente los recursos de la obra social están destinados a trabajar en lo necesario para las personas que tengan que ser asistidas, en el caso fortuito de adquirir coronavirus

En PORTADA detectamos que uno de los sectores más invisibilizados es el de las personas sordas

¿Cuál es la relación de OSEP con quienes padecen problemas auditivos? Nosotros como muchos, ignorábamos la cantidad de personas hipoacúsicas no alfabetizadas, lo que les impide leer y requieren sine qua non la asistencia en Lengua de Señas (LSA)  con algún intérprete.

Los teléfonos celulares nos ayudan mucho, y en este caso en específico hemos comenzado hace poco con esto, no quiero decirle una cosa por otra, ni prometer cosas que no se han implementado, soy absolutamente sincera en esto.

Nosotros le ofrecemos todas las maneras, porque justamente nuestro trabajo consiste también en esto,  acercar la posibilidad de que las personas que tengan alguna discapacidad puedan vincularse a través de nuestro medio y no solamente por una problemática que tenga que ver como en este caso con la salud, podría ser una buena herramienta.

Los medios, nos ayudan y nos mantienen en contacto con nuestros afiliados, como también las redes sociales, todos los medios de comunicación de alguna forma nos hacen llegar las necesidades de los afiliados.

Se está trabajando mucho con la gente de abordaje poblacional, una de las áreas que tiene hoy la obra social y ellos de alguna manera están encargándose de las personas que no puedan hacernos llegar sus inquietudes a través de estos medios que son telefónicos o virtuales como el correo electrónico, o WhatsApp.

De momento hemos tenido un buen funcionamiento en esto y todavía no hemos implementado la posibilidad de interpretación, la gente de cómputos está trabajando para poder tener una página accesible, voluntades hay muchas y los tiempos son cortos, nosotros somos luchadoras y creo que en algún momento lo vamos a ir logrando.