“La verdad es que yo estaba en contacto con las encuestas de los dos comandos, y los pronósticos daban un triunfo ajustado de Kast”. Así lo expresó el analista político Atilio Borón, al programa Muchas Gracias, quien expresó que el gran salto fue la cantidad de gente que fue a votar en esta oportunidad y que no lo había hecho en la primera vuelta.

“La gente está desalentada porque le dicen que habrá un golpe de calor a lo que se sumaba que no había colectivo…pero evidentemente hubo un esfuerzo heróico con el cual la gente fue a votar igual y produjo la victoria más importante de la historia de las elecciones presidenciales de Chile”, explicó Borón.

“Evidentemente que es una victoria extraordinaria e importantísima por su proyección latinoamericana e internacional”, afirmó el analista.

Borón afirmó que el dato decisivo fue la capacidad que tuvo la alianza de “salir a explicarle a la gente la importancia de ir a votar”.

A la hora de analizar por qué encontró eco el discurso de la extrema derecha, Borón expresó que “la promesa de acabar con la inseguridad, incrementando la mano dura, ha prendido en la población. Kast en su programa prometía acabar con el garantismo”. Sin embargo, el analista recordó que “la inseguridad y el narcotráfico se incrementaron por el neoliberalismo. ..Ante eso, aparece una derecha que dice yo tengo una solución a este problema, pero no es una solución. Por eso estos candidatos tienen la posibilidad de penetrar en las clases sociales donde antes nunca habían penetrado”.

Respecto de las posibilidades electorales de Lula en Brasil, afirmó que “hay que ver qué ocurre de acá a octubre. Lula tendrá que armar una alianza más moderada que la que hizo entre el 2002 y el 2010”.

Finalmente, Borón advirtió que Boric deberá enfrentar las mismas herramientas que los grupos económicos utilizaron contra Salvador Allende. “Hay que tener un poco de paciencia y al mismo tiempo confianza en que podrá salir a flote de este tremendo desafío”.